Reclamamos la convocatoria de una reunión urgente de las Juntas Vecinales de Somo, Loredo y Galizano

El 25 de junio, dentro del plazo legal tras las elecciones municipales, en el Ayuntamiento de Ribamontán al Mar se llevó a cabo el acto de constitución de las siete Juntas Vecinales existentes en el municipio, estando Iniciativa Vecinal representada con una vocalía en las de Somo, Loredo y Galizano.

En dicha reunión, de carácter formal y protocolario, todos los cargos electos juraron o prometieron la Constitución y cumplir fielmente sus obligaciones, pero al menos en los tres pueblos donde Iniciativa Vecinal faltan pocos días para que se incumpla la obligación que tiene el Presidente o Presidenta de convocar, en el plazo de 30 días, una reunión para decidir sobre la periodicidad de las sesiones ordinarias de la Junta Vecinal (que no podrá exceder los tres meses) y otras cuestiones formales.

Por otra parte las Presidencias de las tres Juntas Vecinales sí están ejerciendo sus responsabilidades como órgano de gobierno unipersonal, pero sin informar, debatir o atender los planteamientos que legítimamente puedan tener los vocales que resultaron elegidos gracias al voto popular.

En Iniciativa Vecinal sabemos que el verano es muy exigente en materia de festejos y otros eventos, pero ello no debe de servir de excusa para limitar los derechos que asisten a los miembros de las Juntas Vecinales y además pensamos que existen temas urgentes a tratar, como por ejemplo los problemas que sufre el monte Arna y el entorno de Cucabrera, la gestión del camping de Loredo o el contenido del proyecto de carretera entre Loredo y Galizano.